Algunos cuestiones interesantes sobre la Televisión digital

MÁS DIVERSIDAD DE TAMAÑOS CON PANTALLAS MEJOR APROVECHADAS
La inclinación generalizada en televisores va hacia pantallas cada vez más importantes, con modelos de referencia partiendo de las 75 pulgadas.

No obstante, esto choca frontalmente con las tendencias de venta, que sitúan el tamaño medio de los televisores entre las 50 y las 55 pulgadas. Sin embargo, los salones de la mayor parte de individuos no están preparados para acoger televisores de bastante más de 50 pulgadas.

Esto llevó a las marcas a tener en cuenta su posición y apostar por integrar modelos más compactos en sus gamas altas. En el último CES 2020 celebrado en Las Vegas, los primordiales desarrolladores presentaron nuevos televisores OLED con las últimas tecnologías de imagen, pero con un formato de 48 pulgadas.

Esto facilita a estas marcas llegar a un público muchísimo más extenso que no debe abandonar gozar de contenidos con la preferible calidad porque el TV no cabe en su mueble del salón.

A todos los efectos, estos televisores con un formato más robusto tienen las mismas prestaciones que sus equivalentes de más grande tamaño, introduciendo la preferible calidad en cuadros OLED que, por medio de la actualización de los procesos de construcción y a un más grande volumen de demanda, pudieron agrandar su rango de tamaños.

Además, los desarrolladores han logrado achicar los bordes de la pantalla a su mínima expresión, por lo cual los televisores de 2020 van a venir con marcos más finos, potenciando de esta forma el efecto “pantalla flotante”.

En términos de algunos años, los televisores pasaron de integrar marcos de hasta 5 cm a algo más de 5 mm, una distingue importante que no solo perjudica al aspecto físico de los televisores, sino que además tiene un encontronazo en la vivencia visual del espectador.

HDMI 2.1: EL CONECTOR QUE TRANSFORMA TU TELEVISIÓN EN UN MONITOR GAMING

Unos de los primordiales adelantos en los televisores de 2020 no lo vamos a encontrar en el de adelante de los gadgets, sino que deberemos buscarlo en su posterior. Se habla del nuevo nivel HDMI 2.1 que va a comenzar su despliegue definitivo en todo el año.

Este nuevo nivel piensa una enorme optimización en prestaciones debido a que facilita integrar funcionalidades de sincronización de continuidad de la pantalla con la tasa de fotogramas de consolas o equipos gaming para evadir artefactos de imagen y hacer mejor su calidad.
Además, el nivel HDMI 2.1 facilita achicar la latencia, lo cual piensa un menor retardo desde que se aprieta el enlace en el mando de juegos hasta que el movimiento se representa en la pantalla. Esto provoca que la vivencia de juego sea equiparable a la de un monitor gaming.

Otra de las novedosas prestaciones que contribuye el nivel HDMI 2.1 es un más grande ancho de banda. Esto quiere decir que, con un solo cable, puedes comunicar mucha más detalles entre la fuente y el TV.

Uno de los efectos más inmediatos de esta ampliación del ancho de banda del HDMI 2.1 va a ser la optimización en la calidad de imagen y audio debido a que el TV va a poder recibir una más grande proporción de información de color, brillo y sonido desde las fuentes abriendo las puertas a la resolución 8K y a la llegada de contenido retransmitido en 4K originario.

IMAGEN Y SONIDO MÁS VERDADERA EN ALGÚN ENTORNO

La optimización en aptitud de transmisión de datos que proporcionará la llegada del HDMI 2.1 va a traer asociadas actualizaciones destacables en tecnologías de imagen y sonido que ya ofrecen los sistemas de sonido de Dolby y los diferentes estándares de HDR.

Los estándares que utilicen HDR cambiante, como HDR 10+ o Dolby Vision van a poder enviar una más grande proporción de metadatos, lo que en nuestro idioma sería una más grande exactitud en el momento de representar las imágenes, pero los desarrolladores además estuvieron haciendo un trabajo para conseguir una más grande tasa de brillo en sus pantallas, por lo cual el HDR que vamos a encontrar en los modelos de 2020 va a ser mejor que en los modelos del último año.
En este tema destacarán las actualizaciones en las actualizaciones nuevas de los procesadores que se dedican a mejorar la imagen y el sonido. Estos nuevos procesadores incrementan las habilidades de IA (inteligencia artificial) dando permiso cambiar de manera dinámica los parámetros de imagen y sonido.

No va a ser raro en 2020 que los televisores logren adaptar sus perfiles de color a las condiciones de luz de la estancia en la que estén, de manera que eleven su nivel de brillo en salones iluminados y algo más atenuada y natural en ámbitos en penumbra.
Esto además se aplica a las tecnologías de sonido, una de las considerables materias atentos de los televisores ya hace ya bastantes años. En 2019 ya pudimos ver destacables adelantos en este lote con sistemas de sonido como el Acoustic Surface Audio+ de la empresa Sony o los sistemas de ajuste capaz de LG o Samsung, que ajustan la dirección del sonido en funcionalidad de mobiliario de la cuarto.

TELEVISORES QUE SE AJUSTAN AL ÁMBITO Y A LOS CONTENIDOS

Comúnmente los televisores fueron un rectángulo horizontal en el que se detallan imágenes grabadas exactamente en ese formato apaisado. A pesar de que los más puristas se rasguen las vestiduras, los teléfonos inteligentes han logrado imponer el formato vertical. Esto ha servido de base para hacer proposiciones muy tan arriesgadas como The Sero (que significa “vertical” en coreano), un modelo de Samsung que apuesta por los nuevos formatos de contenido, que por el momento no surgen solo fuentes cinematográficas comunes, sino que beben de fuentes elecciones como las comunidades y contenidos conformados desde el dispositivo.

The Sero descubre la orientación del contenido y rota sobre sí mismo para exhibir el contenido en formato vertical u horizontal, así como lo harías en tu dispositivo móvil.

LG, por su lado, sigue en pie apostando por los televisores enrollables que aceptan tener un TV de enorme formato, pero sin los problemas de tener un colosal rectángulo negro en medio del salón cuando no lo estás utilizando debido a que la pantalla se enrolla en el interior de un mueble robusto haciéndola ocultar.

ASISTENTES DE VOZ INTEGRADOS EN LOS TELEVISORES

En los años anteriores los ayudantes capaces por voz tomaron un papel personaje principal al posicionarse como centros de control para la domótica del lugar de vida conectado.

Lo televisores que ya están en el mercado contaban con sustento para conectarse a altavoces capaces, de manera que podían complementarse en los ecosistemas de estos ayudantes para que el usuario pudiera prender o apagar el TV, bajar el volumen o integrarlo en una cierta escena para que de forma automática cambiara el perfil de color al tiempo que se bajaban las luces y se activaba la barra de sonido con solo realizar un comando de voz.

En 2020 esa incorporación con el Internet de las cosas en el lugar de vida conectado va un paso más allá y los propios televisores integrarán ayudantes de voz de Alexa o el Asistente de Google, logrando vigilar desde el TV por medio de comandos de voz otros gadgets.

Marcas como LG o Samsung ya integraban algunas de estas funcionalidades de conectividad con el Internet de las cosas, pero en 2020 esta inclinación la observaremos en cada vez más modelos de otros desarrolladores y con funcionalidades ampliadas que van a permitir vigilar otros gadgets desde el TV, pero además entrar a cambios del TV o a información relativa al contenido que estés observando.

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuarlo!

Promedio de puntuación 5 / 5. Recuento de votos: 1

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Publicada el
Categorizado como ABC Etiquetado como

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.